Belmez y sus caras ¿realidad o fraude?

Todo el mundo ha oído hablar de las famosas caras de Bélmez que fueron estudiadas por muchas personas y que aun siendo tapadas volvían a salir, a mi, en particular, me parece algo que pone los pelos de puntas, pero, ¿quiéres saber más sobre ellas?



En 23 de agosto de 1971 en la casa de la familia Pereira, María, la mujer, estaba en la cocina preparando su guiso se dio cuenta de que al lado del fogón donde cocinaba parecía verse una cara humana que la miraba a ella directamente. Asustada, salió corriendo a avisar a los vecinos para ver si ellos también podían verla. Los vecinos confirmaron entonces los que María veía, una cara humana que los miraba y que parecía estar triste.

Entonces, María, asustada, intentó borrar esa cara fregando el suelo, pero al revés, no lo consiguió, la cara cada vez se veía más nítida. Miguel, el hijo de la familia, cansado de que todo el mundo quisiera ver la cara y cansado también de esa mirada que parecía ener aterrorizada  a su madre, cogió un pico, destrozó el suelo y volvió a echar cemento encima, de esta manera la cara desapareció y ellos pudieron volver a la normalidad.



Una semana después, Miguel llegó a casa tarde y sobre el fogón su madre le había dejado la cena, pero al entrar Miguel vió de nuevo la cara, sobre el cemento que él había echado, asustado, salió corriendo y gritando a sus padres el nuevo hallazgo.

Desde el ayuntamiento, enviaron entonces a algunas personas para que estudiaran lo que estaba pasando, la cara cada día se veía con mayor claridad. La casa de la familia Pereira, al igual que algunas casas de la zona estaban construidas sobre el antiguo cementerio, así que se llegó a la conclusión de que picando en el suelo se llegaría al verdadero motivo de las caras. Así que, se sacó la cara intacta en una losa que más tarde se puso en la pared, y cavaron, no encontrando más que algunos huesos del antiguo cementerio.



La cara no se quedó fija, ha ido variando a lo largo de los años, desplazándose hacia un lateral y así lo demuestran las fotografías que se han ido sacando a lo largo de los años sobre los diferentes cambios de la cara. Además, estas caras se multiplicaban, llegando a ser de una trintena en el momento que se precintó la cocina. 

Se creó una nueva cocina en la que también empezaron a parecer caras, llamando la atención la de una mujer que se presentaba con un ramo de flores.



¿Fraude o realidad? La verdad es que si es un fraude nadie ha podido explicar nunca como llegan las caras allí, aparecen y desaparecen, cambian de estado y de forma. ¿No es algo extraño? 

Comentarios

Publicar un comentario

Recuerda darnos un +1 y comentarnos, nos haces seguir adelante.

Entradas populares de este blog

Blog registrado

Tutorial. Cuando Whatsapp no permite enviar imágenes por error de memoria.

Tutorial. Memories on tv. Edición de vídeo. Ponerlo en castellano.