Entradas

Mostrando entradas de junio 22, 2012

Truco casero para limpiar tapicerías, tanto coche como casa.

Imagen
Bueno, como me toca zafarrancho de coche y veo que el Hurra ese lo tengo ya caducado, he estado mirando posibilidades.

Una muy chula para limpiar la tapicería del coche, también sirve para la de casa, es esta:

Cogemos un cacharro con agua, depende de los musculitos, pues puede ser de 50 L o de 1 L , me da igual, ya sabéis que entre más agua haya, más de lo otro habrá que echar y total, tampoco hace falta tanta agua.


Cogemos un cacharro con buena capacidad, por ejemplo, un cubo de 10-12 L, echamos 2 de agua, pero bueno, también depende de si vamos a hacer todo el coche o solo un poco.


Si es poco, menos agua.

Echamos Champú y removemos fuerte para hacer mucha espuma, muchísima.



Cogemos la espuma con una esponja o algo y es lo que usaremos para ir restregando las zonas, suavemente, en circulitos, dejamos secar y cuando esté seco,  pasamos aspiradora.

Con lo que sobre en el cubo podéis aprovechar para lavaros la cabeza, yo lo hice. Estamos en crisis.


3º día DEBATE mes Junio: RECORTES EN EDUCACIÓN!!

Imagen
Ahora quiero que miremos atrás, cinco décadas no es nada, y cuanto hemos avanzado!! pero jamás debemos olvidar lo que ha sido la EDUCACIÓN de la mayoría de nuestros padres y abuelos.

Pretendo ofrecer una pequeña información sobre la cultura, costumbres, la disciplina y los métodos educativos y pedagógicos que eran empleados por los maestros de la post guerra. La escuela, el niño  y los libros son los temas principales de la escuela.
CADA MAESTRILLO TIENE SU LIBRILLO.
En 1900, el panorama de la escuela española era un tanto desolador. A pesar de que desde el año 1857 los gobiernos contaban con una buena ley, LA LEY MOYANO, capaz de poner orden en el caos, de hecho nadie la aplicaba. “Cada maestrillo tiene su librillo”, se decía, y era cierto. En “Cada maestrillo tiene su librillo”, se decía, y era cierto. Míseramente retribuido, poco considerado socialmente, basaba su trabajo en la autoridad personal, una rígida disciplina y el respeto que los alumnos le debía y por el que jamás…