¡Acompáñanos!

BUSCADOR PARA EL BLOG

gadgets para blogger
Escríbenos a: irisamigos@hotmail.es

Lee el blog en...

English cv French German Spain Italian Dutch Russian Portuguese Japanese Korean Arabic Chinese Simplified
Debido a los problemas que estamos teniendo para ver cual es vuestro blog y devolveros la visita, os pedimos que cuando os hagáis seguidores nos dejéis un comentario con vuestro blog, muchas gracias, os añadiremos de igual modo en nuestra pestaña de seguidores.

lunes, 21 de octubre de 2013

Áloe Vera

Anda que no llevo dando la brasa con lo del Áloe Vera a la gente.
Pero bueno, también la gente a mí.
Cuando digo a alguien... "Voy a ver si compro una planta de Áloe Vera", me dicen... "Espera que creo que tengo o tiene alguien que conozco y tal...".
Al final, que llevo varios años y no tengo una planta de Áloe Vera en mi patio.
Tendré que dejar de hacerme caso de la gente y ponerme serio para ir a comprar a alguna floristería una planta o, más serio aún y robar alguna planta :)

En fin, que, por si no os habéis dado cuenta, hoy hablaremos del Áloe Vera.

El Áloe Vera se ha usado a lo largo de la historia de la humanidad, hasta nuestros días, tanto en el tratamiento de enfermedades como en la cura de la piel y del cabello.

La Biblia habla frecuentemente de el Áloe.
En el siglo I d.c. Diosocorides describió extensamente el Áloe en su herbolario Griego y también de sus virtudes medicinales y cosméticas.
Alejandro Magno conquisto la isla Socotorra, al sur de Arábia, porque se encontraban grandes cantidades de Áloe, que servirían para la curación de heridas y enfermedades de sus soldados durante las conquistas.
Los chinos, fueron los primeros en usar el Áloe Vera.

En el antiguo Egipto, era de uso frecuente. Cleopatra lo usaba como ingrediente esencial en sus curas diarias.
Los sacerdotes egipcios, aunque con otros fines, tambien recurrían a esta planta. Denominada por ellos como Planta de la inmortalidad, les servia para preparar los productos de embalsamiento que se empleaban en los rituales de enterramiento de los faraones y de los grandes señores.

Esta Cleopatra sabía de todo, antes del azafrán, ahora el Áloe Vera, seguro que hasta tenía un iPad o un e-book para leer papiros.

No sé, de haber nacido en esa época, creo que me hubiera enamorado de Cleopatra.
Aunque bastante fea, con gran nariz y muy mala leche, sabía y valía más que todos estos reyezuelos que tenemos por aquí, que lo más de provecho que han hecho ha sido dispararse en un pie accidentalmente y poco más. Aparte de que son feos, feos también, lo mismo eran egipcios sus genes o algo.

En fin, que nos vamos del Áloe Vera, me emociono cuando pienso en Cleopatra, toda ahí morenita, metida en su yakuzzi de leche de burra y untándose de Áloe Vera la nariz porque se la había quemado tomando el sol en el Nilo.

Ala, que me estoy saliendo por la tangente.
Hay que hablar sobre el Áloe y eso haré, me cueste lo que me cueste.

Áloe vera también conocido como sábila, sávila, aloe de Barbados o aloe de Curazao, entre otros, es una planta suculenta de la subfamilia Asphodeloideae dentro de la familia Xanthorrhoeaceae.

Desde siempre se le ha considerado una planta milagrosa y bueno, milagros no hace pero anda que no cura y alivia cosas.

Es una planta que requiere bastante luz, agua no mucha no temperaturas por debajo de los 0º.

Para su siembra, mejor coger los hijos que salen a su alrededor y transplantarlos.
Pero no cuando se cortan, hay que dejarlos en algún sitio sin estar expuestos al sol y luego, zas, a una maceta cada hijo.

Sus aplicaciones curativas:

Pues... Quemaduras
Cortes y heridas
Picaduras de insectos
Llagas
Dolores musculares o reumáticos, en fin, que echas azafrán a los guisos, te comes 46 gramos de pistachos al día y te untas todo el cuerpo con Áloe Vera y ya estarás sano del todo.

Se puede hacer gel con ella, emplastes, simplemente untar sobre la piel desde la hoja (el caldo, no me seáis brutos, que os veo venir y os daréis con las espinas)

Y bueno, como no os habéis enterado de lo que os explico, aquí os dejo un vídeo.



Saludetes.

10 comentarios:

  1. Ahora mismo me voy por una plantita de Áloe Vera , y sé que la encargada no es Cleopatra Podría tomarme por uno de su guardia y para eso ya llega con la Amantis Religiosa
    Saludos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. jejeje, mátame, todavía no me hice con la planta, grr.
      A ver si me lanzo ya de una vez.

      Saludos.

      Eliminar
  2. Holas!!!

    Yo que tengo problemas de caspa en otoño y primavera me hago unas "papillas" de aloevera y me unto por toda la cabeza por diez minutos.. me alivia la irritación, la caspa y lo mejor es que el pelo me lo deja más brillante y suave.
    Joo parece un anuncio de vidal sasun XDD

    abrazos a todos!

    ResponderEliminar
  3. jo Dani si estuvieras aqui te la daba, yo voy regalando Aloe vera a toda la gente que viene para aca, te voy a tener que mandar una ejeje

    ResponderEliminar
  4. Aunque no la tenemos en casa, soy una terrible jardinera, pues sí que la usamos, es una planta maravillosa.

    Besos, feliz inicio de semana.

    ResponderEliminar
  5. Yo tengo un tarrillo con aloe vera natural y la verdad es que funciona muy bien..
    una buena planta sin duda
    abrazotes majete

    ResponderEliminar
  6. Yo antes la cultivaba, pero ahora la compro en botes que es mas facil para luego usarla, la estoy comprando en www.ecomarket.es/aloe-vera-puro-99x100-200ml, que ademas me asegura que es completamente natural.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo, ya es el mero hecho de la cabezonería de tenerla y de hacerme potingues con ella, lo mismo muero en el intento pero, si no vale para fuera del cuerpo, será para dentro y haré guisky con ella, jejeje.
      Saludos

      Eliminar
  7. grasias me gusta escuchar estos video de aloe vera y los comentarios besos

    ResponderEliminar
  8. grasias a por que de estos comentarios me entero de lo que quiero saber saludos

    ResponderEliminar

Recuerda darnos un +1 y comentarnos, nos haces seguir adelante.