¡Acompáñanos!

BUSCADOR PARA EL BLOG

gadgets para blogger
Escríbenos a: irisamigos@hotmail.es

Lee el blog en...

English cv French German Spain Italian Dutch Russian Portuguese Japanese Korean Arabic Chinese Simplified
Debido a los problemas que estamos teniendo para ver cual es vuestro blog y devolveros la visita, os pedimos que cuando os hagáis seguidores nos dejéis un comentario con vuestro blog, muchas gracias, os añadiremos de igual modo en nuestra pestaña de seguidores.

lunes, 24 de diciembre de 2012

Historia y consejos sobre la Navidad


Esto podría ser otro cuento típico de navidad similar al del señor Scroogs.

Seguro que estás pensando que lo va a ser ya que yo, odio la Navidad y odio todo lo que se refiere a ella.

Pero en lo que me diferencio de Scroogs es que yo no veo visiones y a mí no me van a visitar ni tan siquiera, los fantasmas.



Pero ni el de las Navidades pasadas, ni el de las Navidades presentes y mucho menos, el de las Navidades futuras porque yo no tengo futuro, hoy se acaba la vida humana para mí, si es que alguna vez la tuve.

Reniego de todo y la gente me cae mal, me caigo mal hasta yo.

Pero vamos a ver, qué invento es este de la Navidad y toda su parafernalia......

Menudo cuento chino.



Resulta que, hace 2012 años, se le ocurrió nacer esta madrugada, al niño Jesús, como si no hubiera tenido más días para nacer.

También me pregunto yo, ¿cómo se supo eso? ¿Cómo supo la gente que debía ir a adorarle y todo eso?

Jesús de Nazaret, también conocido como Jesús, Cristo o Jesucristo, es la figura central del cristianismo y una de las figuras más influyentes de la cultura occidental.
Para la mayoría de las denominaciones cristianas, es el Hijo de Dios y, por extensión, la encarnación de Dios mismo. Su importancia estriba asimismo en la creencia de que ?con su muerte y posterior resurrección? redimió al género humano. El judaísmo niega su divinidad, que es incompatible con su concepción de Dios.

En el islam, donde se lo conoce como Isa, es considerado uno de los profetas más importantes.

Bueno, y a mí ¿qué me quieren contar con eso?



La Navidad (latín: nativitas, «nacimiento») es una de las festividades más importantes del cristianismo —junto con la Pascua de resurrección y Pentecostés.

Esta solemnidad, que conmemora el nacimiento de Jesucristo en Belén, se celebra el 25 de diciembre en la Iglesia católica, en la Iglesia anglicana, en algunas comunidades protestantes y en la Iglesia ortodoxa rumana.

En cambio, se festeja el 7 de enero en otras iglesias ortodoxas, que no aceptaron la reforma hecha al calendario juliano para pasar al calendario conocido como gregoriano, nombre derivado de su reformador, el papa Gregorio XIII.

Existen diversas teorías sobre el origen del 25 de diciembre como día de la Navidad. Según defiende William J. Thige, ya en el siglo III se celebraría el nacimiento de Cristo el 25 de diciembre, aún antes de que los romanos celebraran la fiesta del Sol invencible (Sol Invictus).

Según otros autores, la celebración de esta fiesta el 25 de diciembre se debe a la antigua celebración del nacimiento anual del dios-Sol en el solsticio de invierno (natalis invicti Solis), adaptada por la Iglesia católica en el tercer siglo d. C. para permitir la conversión de los pueblos paganos.

En Antioquía, probablemente en 386, Juan Crisóstomo impulsó a la comunidad a unir la celebración del nacimiento de Cristo con el del 25 de diciembre, aunque parte de la comunidad ya guardaba ese día por lo menos desde diez años antes.

En el Imperio romano, las celebraciones de Saturno durante la semana del solsticio, que eran el acontecimiento social principal, llegaban a su apogeo el 25 de diciembre.


Para hacer más fácil que los romanos pudiesen convertirse al cristianismo sin abandonar sus festividades, el papa Julio I pidió en el 350 que el nacimiento de Cristo fuera celebrado en esa misma fecha, finalmente el papa Liberio decreta este día como el nacimiento de Jesús de Nazaret en 354.

La primera mención de un banquete de Navidad en tal fecha en Constantinopla, data de 379, bajo Gregorio Nacianceno.

La fiesta fue introducida en Antioquía hacia 380. En Jerusalén, Egeria, en el siglo IV, atestiguó el banquete de la presentación, cuarenta días después del 6 de enero, el 15 de febrero, que debe haber sido la fecha de celebración del nacimiento.

El banquete de diciembre alcanzó Egipto en el siglo V.

Parece que me voy animando un poco, estos jaleos me suben la moral y bueno, como no se sabe nada en concreto, por lo menos voy a ver si me preparo para pasar una buena noche y lo demás, que venga solo.

Si vienen los fantasmas, aquí estaré.

Me pilláis magnánimo y os voy a recomendar unas cuantas cosas para que os organicéis la Nochebuena.

1. Se trata de saber exactamente de qué dinero disponemos, si es que disponemos de alguno extra. Una vez conscientes de la situación exacta, podremos decidir qué dirección tomar.  Llévate una lista, no dejes ningún gasto al azar, y, si puedes, adelanta las compras lo más que puedas, no vayas con prisas de última hora.

Lo peor que puedes hacer es meterte en una tienda en Navidad sin la más remota idea de lo que quieres hacer, de lo que puedes gastar en comida y cenas y en las personas a las que tienes que regalar. Esto siempre siempre termina igual: Gastas más de lo que debes y mal.

2. Déjate la tarjeta de crédito en casa. Si ya tienes claro el dinero del que puedes disponer, a quién tienes que regalar y el menú que vas a poder tener, es una tontería que lleves la tarjeta encima, porque solo conseguirás que el bullicio navideño y las técnicas publicitarias te atonten y compres sin tener que comprar. Si se quedan en casa te aseguras de que no suceda esto.

3. Llévate a alguien de la familia con sentido financiero, al más “tacaño”, para ser exactos. Puede que suene ridículo, pero no lo es en absoluto. Tienes más posibilidades de atenerte al presupuesto si vas con alguien que no está dispuesto a malgastar en tonterías. Evita ir de compras con la persona amiga que no te hace sentir mal por gastarte el sueldo del mes en compras sin importancia.

4. Dí que no al dependiente cuando te diga si quieres la tarjeta descuento de la tienda cuando vas en las rebajas. Luego usarás esta tarjeta en Navidad, cuando ya no está en rebajas.

5. Haz una lista de personas y regalos que les puedes hacer. Compara primero, antes de salir, los precios en Internet, para llevar una idea de si es caro o no, y no intentes convertirte en “el que mejores regalos hace”.

- PIENSA BIEN EN EL MENU NAVIDEÑO:

 1. No tienes por qué utilizar marisco, cordero o pescado tipo “dorada” para que tu cena sea mejor. Si no te lo puedes permitir, no lo hagas. Existen miles de recetas en Internet basadas en ingredientes más baratos que ofrecen platos muy originales y diferentes al modo habitual de cocinarlos, que te van a servir igual. Si en vez de poner un asado con pierna de cordero, por ejemplo, o dos bandejas de gamba roja,  pones varios platos diferentes con muchas clases de canapés y tapas.

2. Compara los precios de un establecimiento a otro. Te sorprendería conocer la diferencia de precios sobre un mismo alimento de un lugar a otro.

3.Utiliza el congelador. Intenta comprar cosas que veas de oferta aunque aún falte mes y medio para la Navidad.



- PASA TIEMPO CON LA FAMILIA DE FORMA DIVERTIDA SIN GASTAR DINERO:

 Si de lo que se trata realmente es de que los niños disfruten con estas fiestas, y de participar con ellos en actividades conjuntas, la mejor manera es crear tus propios adornos navideños: Puedes diseñar tus propias tarjetas navideñas, bien dibujando con los peques, o, si tienes ordenador, creándolas a través de los miles de programas y páginas que existen. Podrás adjuntarlas a los regalos o colgarlas por la casa como parte de los adornos navideños, y a los niños les encantará ver sus “trabajos” expuestos a todo el que venga a casa.

Ya me estoy amargando otra vez, si yo paso de la familia. Mi familia es mi espejo y me trata mal.

Pero bueno, vosotros apañáos con esto y suerte.

Felices Fiestas.

2 comentarios:

  1. Tremenda entrada, creo que podría ser genial si muchas personas la leyeran, gracias.

    Feliz Navidad.

    ResponderEliminar
  2. Feliz Navidad Aglaia para ti también y sí, debería leerlo mucha gente.

    Un abrazo

    ResponderEliminar

Recuerda darnos un +1 y comentarnos, nos haces seguir adelante.